fbpx


¿Hambre? Conoce “Chapi”, un proyecto mexicano que crea comida con chapulines

Sabemos que la industria de la carne es una de las más contaminantes de todo el mundo (apenas seguida de la textil), pues viene acompañada de la contaminación del agua, la deforestación y la producción de gases efecto invernadero como el metano y el CO2.

 

 

Aunque la solución para frenar este problema para muchos es cambiarse al veganismo, hay mexicanos bien chingones que nos demuestran que la cosa no es así de extrema y por ello, ¡los insectos han llegado a dominar nuestras mesas!

 

 

Hablar de insectos puede que sea extremo, pero “Chapi” es una marca de comida mexicana que se ha decidido implementar un modelo alimenticio alternativo ¡a base de chapulines! ¿Y esto como funciona?

 

 

Bueno, comencemos explicando cómo es que los tres socios fundadores de “Chapi” terminaron creando este emprendimiento.

 

 

De proyecto universitario a realidad

 

 

Alfredo Díaz (estudiante e Economía), Raymundo Lozano (estudiante de Administración) y José Eduardo Cedillo (estudiante de Física) son tres estudiantes de la UNAM que le entraron al concurso Hult Prize y el año que decidieron participar el objetivo era crear un producto que por cada peso apoyara al ambiente de forma positiva.

 

 

Fue aquí cuando los tres se conocieron y decidieron trabajar en conjunto para crear un modelo alimentario a base de chapulines para cambiar la forma en que nos alimentamos. Este proyecto ganó a nivel universidad y en muy poco tiempo lograron crear sus productos y ponerlos a la venta bajo el nombre de Chapi.

 

 

La medalla se la llevaron en 2019 gracias al prototipo de su carne para hamburguesa y desde entonces no han dejado de crecer. Comenzaron vendiendo en bazares y cuando se vino la pandemia, transportaron su modelo de negocio a ventas por internet.

 

 

Lo que nos ofrece Chapi

 

 

Actualmente este trío dinámico ofrece tres productos:

Carne de hamburguesa

Salchichas

Faláfel, que es una croqueta

 

 

La idea de hacer estos productos con estos insectos es facilitar la transición de la carne convencional (de res, puerco o pollo) a la carne de chapulín que además de ser más sustentable en su producción y preparación, contiene muchísimas proteínas.

 

 

“Criar insectos es más eficiente, contamina mucho menos y aproximadamente usa 14 veces menos en uso de tierra, agua alimento y emisiones de CO2 y metano. Eso sin mencionar el gran nivel proteico que tienen estos insectos, son bastantes nutritivos, súper sabrosos y creemos que son una buena opción para la alimentación de las personas en el futuro”, señala José Eduardo.

 

 

El futuro de la alimentación a base de insectos

 

 

Chapi está decidido a ampliar fronteras y los chapulines apenas son el comienzo de este gran proyecto. Los socios quieren crear más productos a base de gusano de maguey, grillos y hasta hormiga chicatana.

 

 

“El punto es lograr crear productos con insectos para que se logre la transición con insectos de una manera rápida y sustentable porque esa es la misión de Chapi, crear un modelo alimentario con insectos de manera sustentable”, explica Raymundo.

 

 

Por ahora “Chapi” solo tiene envíos a domicilio en CDMX, pero están pensando ampliar sus servicios hasta el Estado de México y algunos otros estados de la República. Mientras tanto, puedes pedirlos a través de sus redes sociales. ¡Checa su menú!

 

IG: @chapi_mx

FB: @Chapimex

 

 

Con información de Sopitas.

 

Post a Comment

A %d blogueros les gusta esto: